martes, 19 de febrero de 2019

¿Qué es la TAE? Comienza la retirada de los billetes de 500€


(Contenido del programa en Cadena Dial Villacarrillo del 19 de febrero de 2019)

LA TAE


HOY HACEMOS DIVULGACIÓN FINANCIERA. VAMOS A HABLAR DE LA TAE, QUE NO ES UNA PALABROTA, ES UN CONCEPTO IMPRESCINDIBLE PARA ENTENDER LO QUE ES EL INTERÉS DEL DINERO
A un ciudadano normal, se le presentan dos situaciones con el interés del dinero.
o Llevas tu dinero al banco en un depósito a plazo fijo a un año, y al 2% de intereses. Al cabo del año, el banco te da tu dinero y 2 € más por cada 100.
o Al revés, pides un préstamo al banco, y te cobra unos intereses cada año, por ejemplo, el 5%. O sea, que al cabo de un año le devuelves lo que te ha prestado más otros 5 € de intereses por cada 100.  

MUY BONITO, A TI TE DAN EL 2%, PERO TE COBRAN EL 5%
Las cifras son inventadas. Pero siempre, siempre, lo que te cobra el banco está muy por encima de lo que te da. Y aquí voy a romper una lanza por los bancos. Es de lógica que el banco te cobre por sus servicios. La estructura, el personal, el funcionamiento del banco tienen un coste y lo paga el usuario.
Otra cosa son los intereses abusivos, o las cláusulas abusivas, o el engaño. Y para eso tenemos este programa, además de para entretener a los oyentes.
Pero el sistema financiero es imprescindible en nuestro modo de vida.

NO VAMOS A DISCUTIR, QUE LOS BANCOS NO SON SANTO DE MI DEVOCIÓN
Ahora ese 2% para el depósito, o ese 5% del préstamo pueden ser engañosos de lo que te pagan o de lo que te cuesta. Para tener la información precisa se usa la TAE.
Hablemos de la TAE, que traducido es la Tasa Anual Equivalente. No es exactamente el interés del que hablábamos, pero es el que a ti te importa. Me explico con un ejemplo. Y para ser claro, voy a exagerar las cifras.
Llevas al banco 1.000 € para ponerlo a plazo fijo. Y están dando un 10% anual. Al cabo del año te dan tus 1.000 € y otros 100€ de intereses. El 10%.
Pero si los intereses te los da cada semestre, al cabo de los primeros 6 meses te da la mitad de esos 100, o sea 50 €. Y te lo ingresa en tu cuenta, a los 6 meses tienes 1.050 €. En el segundo semestre te da otra vez la mitad del 10%, pero ahora no es el 10% de 1.000 €, es el 10% de 1.050. Echando cuentas, el segundo semestre te da 52´5. Al cabo del año tienes 102´5 € en lugar de los 100 que te habrían dado si los intereses fuesen anuales. O sea, el interés real no es el 10%, es un poco más, el 10,25%. Eso es la TAE, el interés real.
Y si en lugar de pagarte cada 6 meses, te pagan cada mes, esa TAE será aún mayor.

MUY BONITO, PERO QUÉ PASA EN EL CASO CONTRARIO, QUE ES EL BANCO EL QUE TE PRESTA DINERO.
Es muy parecido, el banco te dice: “te cobro un 5% de intereses”.
Si te los cobra de una vez, al año será realmente el 5%, pero si te los cobra mes a mes, la cantidad que vas debiendo es cada vez menor y el resultado real anual ya no es el 5%.
Pero la cosa no para ahí. Cuando contratas un préstamo, no sólo devuelves el capital y pagas los intereses. Quien tiene un préstamo sabe que los gastos se multiplican.: comisión de apertura, notario, registro, impuestos, gestoría, etc, etc.
Todos esos gastos también hay que tenerlos en cuenta, y así lo dice la ley. El interés del 5% que te ponen en letras enormes, va creciendo conforme le añades gastos.
La TAE es el interés real de lo que te cobran, incluido si es anual, mensual o semestral, incluyendo las comisiones y los gastos.
Aunque la TAE legal, que incluye todos estos conceptos, se queda corta porque no incluye gastos como el registro, que son imprescindibles, ni tampoco incluye gastos que, aunque deberían ser voluntarios, como un seguro de vida, al final te los hacen pagar.
Por eso, cuando pidas un préstamo no sólo te fijes en el interés que te anuncian en letras muy grandes, que parece que te va a salir gratis. Echa cuentas y entérate de cuál es la TAE legal y la TAE real.
Y aquí un inciso importante. Mucho cuidado con el pago aplazado de las tarjetas de crédito. Tu ves que en la publicidad pone el 1%. Pero es un 1% mensual. La broma de aplazar el pago con tarjeta te puede salir por una TAE del 20%. Que aquí, como suele decirse, “la banca siempre gana”.

RETIRADA DE LOS BILLETES DE 500€

ESTA NOTICIA SE PRESTA A LAS BROMAS Y AL CACHONDEO, LOS BILLETES DE 500€, ESOS QUE DICEN QUE EXISTEN, Y QUE ALGUNOS INCLUSO HAN VISTO, DESAPARECEN.
Esta noticia le va a sentar mal a muchos de los que nos escuchan, pero es verdad, el banco central ha empezado a retirar de la circulación los billetes de 500€. Y no es broma. Aunque yo sigo pensando que eso de que hay billetes de 500€ es una leyenda urbana.
Ya en serio. Desde enero los bancos centrales europeos están retirando todos los billetes de 500€ que les llegan y que no se volverán a poner en circulación.
Aunque desde luego lo que queden seguirán siendo de curso legal, y si tienes algunos, por casualidad, vas a poder cambiarlo sin límite de tiempo.

Y ¿CUÁL ES EL MOTIVO?
Parece archidemostrado que los billetes de 500€ se utilizan sistemáticamente para las actividades delictivas, desde el blanqueo de dinero, la fuga de capitales, incluso el narcotráfico.
Esta retirada, por si sola, no va cortar esos delitos, pero si puede ponerle más dificultades.

martes, 12 de febrero de 2019

Productos de ahorro para la jubilación

(Contenido del programa en Cadena Dial Villacarrillo del 12 de febrero de 2019)

PRODUCTOS DE AHORRO PARA LA JUBILACIÓN


HOY VAMOS CON LA JUBILACIÓN. Y ES QUE TAL Y COMO SE HAN PUESTO LAS COSAS, MUCHOS ESTAMOS INQUIETOS POR CÓMO VAMOS A QUEDAR ECONÓMICAMENTE CUANDO NOS JUBILEMOS
Aparte de los que ya están jubilados, hay muchísimas personas inquietas por cómo van a quedar económicamente al jubilarse. Y no hablo de gente en los 60 años, también desde mucho antes, 50, 40 incluso con 30 años, que aunque lejano, tienen un futuro cuanto menos incierto.
Para empezar, una afirmación contundente, el sistema público de pensiones es la mejor garantía de una vejez digna, y eso se paga y se paga con las cotizaciones y con los impuestos de todos. El discurso, que desgraciadamente ha calado, de que cuantos menos impuestos mejor, es bueno sólo para los que tiene cada vez más. Los impuestos contribuyen a mantener, entre otras cosas, ese sistema de pensiones, y restar recursos es poner en peligro también el sistema de pensiones.
Y después de esta declaración de intenciones, a lo que vamos. Yo como todos los que me están escuchando nos planteamos cómo y cuánto ahorrar para completar económicamente nuestra jubilación.

PARA QUIENES NOS ESCUCHAN, LO IMPORTANTE ES SABER QUÉ OPCIONES, QUÉ PRODUCTOS TIENEN, O TENEMOS, PARA LA JUBILACIÓN
Comento los principales. Y me dejo dos, que son poco frecuentes, los Planes de Previsión Asegurada (PPA) y Planes Individuales de Ahorro Sistemático (PIAS).
Plan de pensiones (PP): son los más conocidos.
o A lo largo del tiempo. Vas aportando dinero exclusivamente para la jubilación, o para una incapacidad.
o Te los puedes deducir en la declaración de la renta de tu base imponible.
o No lo puedes recuperar antes de jubilarte, salvo una situación extrema de incapacidad o paro. Y con la nueva normativa, también a los 10 años de cada aportación. Y si te va mal, puedes llevarte tu plan de pensiones, pero siempre a otro plan de pensiones.
o Al jubilarte, cuando los recuperas, de una vez o poco a poco, pagas impuestos sobre los beneficios, pero también sobre el capital, por lo que su interés cae en picado.
o Según muchos economistas, la gestión de los planes de pensiones, en general, no es buena y sus comisiones suelen ser altas.       
Plan de jubilación
o Por su nombre se confunde con un plan de pensiones, pero no es lo mismo.
o Es un seguro de vida donde vas haciendo aportaciones, para el plazo que hayas firmado. Al final del plazo recibes el dinero y lo que haya ganado. Es decir, no está vinculado a la jubilación.
o No lo puedes deducir en la declaración de la renta. Pero cuando lo recuperas sólo tributan las ganancias y no el capital que hayas invertido.
Plan de Ahorro 5
o Está pensado para el largo plazo, y no necesitas jubilarte para recuperarlo.
o   Es un depósito o un seguro de vida, donde no puedes aportar más de 5.000€ al año, y donde el banco o la aseguradora te tienen que garantizar al menos el 85% de tu inversión.
o La principal ventaja, que cuando lo recuperas, y este sólo lo puedes hacer de golpe, está exento de pagar en la declaración de la renta, siempre que hayan pasado más de 5 años de la aportación inicial.
o Por sus cifras, 5.000€/año es muy limitado.
Fondo de inversión
o De este hablamos con frecuencia, por que para mi es el producto más adecuado para ahorrar a medio y a largo plazo.
o Aportas dinero, de una vez, o poco a poco, a un fondo colectivo.
o Según el tipo de fondo, los gestores, te invierten en renta fija, o en acciones y renta variable, o una mezcla. Y puede ser en España, en Europa o en cualquier mercado mundial.
o Se puede ajustar como un guante a tu perfil, de plazo, de riesgo, de cantidad, que no tiene límite.
o Puedes recuperarlo en cualquier momento o puedes traspasarlo a otro fondo cuando te venga bien.
o No tienes que declararlo en la renta mientras no lo recuperas, que va ser cuando te venga mejor, y si lo traspasas tampoco tiene que declararse.
o Ya te digo, para mí, el preferido. Eso sí, haciendo una buena elección con tu perfil de inversor, y en uno con buena gestión y bajas comisiones.

Y PARA ESTOS PRODUCTOS FINANCIEROS, UNOS CONSEJOS
Diversificar. No hay por qué elegir un único producto. De hecho, lo más recomendable es poner los huevos en distintas cestas. Combinar productos con más riesgo y, por tanto, mayor probabilidad de rentabilidad, con otros más estables, pero con menor probabilidad de rendimiento.
Edad de jubilación. Si tienes 30 años puedes asumir más riesgo e invertir en productos más agresivos. En cambio, si tu edad está próxima a la jubilación te conviene optar por aquéllos con un perfil más conservador. Todo, según la situación de la economía y de los mercados.
Calcula tu pensión. Con el aumento de la esperanza de vida y la caída de la natalidad, el sistema público no puede aportar todo lo que desearíamos, por lo que has de cuantificar cuánto necesitas ahorrar por tu cuenta para obtener unos ingresos razonables tras la jubilación. Los cálculos señalan que necesitaremos entre un 70% y 90% de los ingresos previos a la jubilación. Dejo un enlace con una calculadora para saber la cantidad que necesitas acumular.

martes, 5 de febrero de 2019

Te interesa un seguro de vida. Ganar dinero cuando la bolsa baja.


(Contenido del programa en Cadena Dial Villacarrillo del 5 de febrero de 2019)

TE INTERESA UN SEGURO DE VIDA

HOY TOCAN LOS SEGUROS DE VIDA, ¿QUE SON INTERESANTES?
No es un tema directamente financiero, pero es vital para la estabilidad económica de una familia. Hablamos otra vez de ellos, porque tienes que planteártelo si o sí.
Qué ocurre si la persona que aporta los ingresos a la familia fallece o queda imposibilitada. Un accidente, muerte por enfermedad, una incapacidad son problemas que se te van a presentar más tarde o más temprano.
Cuando eso ocurre, los ingresos que quedan ¿van a ser suficientes para mantener el resto de la familia? Si no te lo planteas ahora cuando ocurra será demasiado tarde y el problema puede ser enorme.
Si tienes propiedades o ingresos que no dependen de tu trabajo, olvídate.

¿Y SI LOS INGRESOS QUE QUEDAN NO SON SUFICIENTES?
Para eso están los seguros de vida. Un seguro de vida te asegura un capital en caso de muerte o invalidez. A cambio, pagas una prima que suele ser anual.
A quien más le interesa: a la familia que depende de un sueldo.

PERO UN CASO FRECUENTE EN EL PUEBLO ES TENER OLIVAS QUE SE HEREDAN Y SEGUIRÁN TENIENDO INGRESOS, SIN NECESIDAD DE SEGURO
Cuidado. Con 5.000 olivas no lo necesitas. Pero no todo el mundo tiene 5.000 olivas. En caso de fallecimiento o incapacidad, las olivas quedan, pero falta el trabajo en el campo de esa persona que ahora se ahorra como sueldo. O en el caso de ama de casa, o amo de casa, va a faltar el trabajo que realiza a diario, que también es en especie.
Primer paso: ¿necesito un seguro de vida? à Echa cuentas.
Empieza por calcular los ingresos que le quedarán a la familia: pensiones de viudedad y orfandad, ingresos regulares, como alquileres.
Por otra parte, estima los ingresos mensuales que necesitan los que quedan y añade los gastos del fallecimiento, (entierro, gastos de herencia…), o cuánto necesitarás si se trata de una invalidez, y añade si tienes alguna hipoteca. Todo.
Así sabes si tendrás suficiente o vas a necesitar otros ingresos y cuál es la cantidad.
Sobre todo, fíjate en los años que los hijos menores dependerán de esos ingresos. Necesitas asegurar hasta que pueden independizarse. Calcula hasta los 25 años.
Si para ellos necesitas unos 5.000 € al año y tus hijos tienen 5 años, 5.000 € por los 20 años que les faltan para cumplir 25, en total 100.000 €.
Cuando tengas claro que si necesitas un seguro y cuánto, la cuestión es elegir entre una oferta amplia, y muchas modalidades. Pero, ¿en qué tienes que fijarte?
1º Hay seguros renovables: cada año tú y la compañía renováis de mutuo acuerdo la póliza (como el del coche). Y los hay temporales, los contratas por un número de años y una prima prefijada. Estos últimos son los que interesan. En uno renovable si contraes una enfermedad la compañía puede decidir no renovarte, salvo cláusula, además la prima puede subir de un año para otro de forma exponencial. En el seguro temporal se fijan los años y la prima desde el principio.
2º Contrata la incapacidad absoluta. En este caso la familia va a necesitar más dinero que en un fallecimiento. No contrates otras coberturas porque ya tienes cubierto lo esencial y te van a subir significativamente el precio.
3º Compara. Con la cuantía y las coberturas claras, pide presupuestos en varias compañías y mira que no tengan ninguna exclusión que te perjudique.
4º Vas a tener que rellenar un formulario sobre tu salud. Ni mientas ni exageres. Porque si lo haces y llega la hora de cobrar una indemnización, la compañía puede alegar mala fe y te puedes quedar sin cobrar. 
5º Si tus necesidades van bajando, porque se han casado los dos hijos y ya no necesitarás tus ingresos. Baja la cantidad de la póliza para ahorrarte en la prima.
6º Cuando indiques los beneficiarios, no pongas “mi mujer y mis hijos”. Con nombre, apellidos y DNI. Así podrán cobrar sin esperar a la declaración de herederos.

¿DÓNDE ENCUENTRO LO MEJOR?
Tú vas a pedir presupuesto, como suele decirse, sin compromiso. Empieza por las compañías de pueblo, que tienen buenos profesionales, probablemente tus conocidos. Pero puedes seguir por internet para tener más referencias.

¿Y CUÁNTO ME PUEDE COSTAR UN SEGURO DE VIDA?
Hay muchas variaciones: con la compañía, el tipo, la edad, si eres hombre o mujer, si hay coberturas adicionales. Miramos, por ejemplo, para un capital de 100.000 €:
o 100.000 €, hombre y 40 años: entre 200 y 800 € año
o 100.000 €, hombre y 50 años: entre 300 y 1.700 € año
Lo dicho, con los objetivos claros (capital, años, coberturas) busca y compara un seguro temporal que te garantice la renovación, conociendo previamente las primas para la vida del seguro. Compara, que te va el futuro de tu familia en ello.
Parezco un vendedor de seguros, no lo soy, pero sinceramente, que te plantees contratar un seguro de vida, puede ser vital para tu familia si a ti te sucediese algo.

Curiosidad de la semana: Ganar dinero cuando la bolsa baja


Casi todo el mundo conoce el funcionamiento básico de la bolsa.
Es un mercado nacional, donde se compran y venden participaciones de grandes empresas. De telecomunicaciones, de bancos, de constructoras, y muchas otras.
Si tú compras participaciones, que se llaman acciones, de una ellas, y va bien y sube en bolsa, vas a ganar dinero, y si va mal y baja en bolsa, vas a perder dinero.
Pues bien, en bolsa hay productos financieros bastante más complicados que las acciones. Y hoy comentamos una peculiaridad poco conocida por el gran público.  
En bolsa puedes ganar dinero si unas acciones bajan de precio.
Cuando preparaba este artículo, intentaba explicar el funcionamiento, pero viendo que me resultaba complicado, renuncié. He preferido dejarlo sólo en la referencia de que existen. Tienen nombres raros, CFD´s, warrants, opciones y futuros, etc.
Básicamente se trata de una especie de una apuesta, a que la bolsa va a bajar. Si se cumple la apuesta y baja, ganas, si no se cumple y la bolsa sube, pierdes. Aunque realmente su funcionamiento es bastante más complicado.
Los profesionales utilizan estos productos para proteger carteras de posibles bajadas. Por ejemplo, cuando el referéndum del Brexit se disparó la venta de estos productos para prevenir el batacazo que se produjo en las bolsas.
Hemos recomendado que no entres en bolsa sin tener unos conocimientos mínimos, no te digo nada de estos productos, tóxicos. Que se queden para los profesionales.